El sol se apagó

mayo 1, 2013 en Cuentos de colores, Curso 2012-2013, Primero-segundo

En un mundo soleado y lleno de colores llegó un día que se apagó el sol. Todo  se apagó y se volvió tan oscuro y negro que la gente creía que era el fin del mundo. Pero una niña llamada Sol, le gustaban los colores, quería investigar cómo se había apagado el sol. Tanto investigar se dio cuenta de que el que había apagado el sol había sido un miembro de su familia, cuando Sol se lo dijo a su madre, ella no se lo creyó porque era imposible que alguien pudiera hacer algo así. Los días pasaban y la vida se iba apagando porque sin la luz del sol todo se moría. Las plantas, los animales, las personas…

Sol no podía permitir que eso sucediera porque ella seguía pensando que conocía al culpable. Sin perder ni un minuto se fue derecha a casa de su tío, este tenía un local donde pasaban los días y las noches inventando toda clase de hechizos contra la humanidad. Sol esperó a que se hiciera de noche para entrar en el local y vio que su tío estaba durmiendo, así que aprovechó para deshacerse de la máquina que ocultaba al sol. Cuando a la mañana siguiente se despertó el tío y vio que la luz y la vida volvían otra vez, se volvió loco de la rabia que le dio, se pasó el resto de sus días ingresado en un centro en el que ya no podía volver a hacer daño a nadie.